Shiba87

Salud Mascotas
El estrés de nuestras mascotas, ese gran desconocido

12 posts en este tema

ZKUsai8.jpg?1

 
Todos hemos oído hablar del estrés, de sus efectos, de cómo se ha convertido en uno de los grandes males de la sociedad moderna pero realmente ¿Qué sabemos acerca del estrés?
 
El estrés es una respuesta fisiológica del organismo en el que entran en juego diversos mecanismos de defensa para afrontar una situación de alta demanda. Prácticamente cualquier cosa que ejerza algún efecto sobre el perro le generará estrés en mayor o menos medida.
 
Tenemos que diferenciar en este sentido entre eustrés y distrés
 

Eustrés
 
Consecuencias positivas para el sujeto sometido a estrés
 
o0QxSJN.jpg?1
 
 
Distrés
 
Consecuencias negativas para el sujeto sometido a estrés
 
IbBNj7Y.jpg?1


 
 
Tendemos a centrarnos sólo en el segundo tipo, olvidándonos del primero que, lamentablemente, está más presente de lo que imaginamos.
 
En sí el estrés no es ni bueno ni malo y es, sin ninguna duda, necesario. Es la herramienta que nos permite anfrontar los cambios, nos mantiene alerta, nos mantiene "vivos" (en todos los sentidos). No podemos vivir sin estrés, el gran problema que se nos presenta es que hay que tener "medios" para gestionarlo adecuadamente.
Un perro puede (y debe) enfrentarse a continuas situaciones que le provoquen estrés, siempre y cuando tenga tiempo y medios para recuperarse de ellas.
Bien es cierto que cada individuo es un mundo y el estrés que puede soportar y lo rápido que se puede recuperar de él varían enormemente de un perro a otro.
Para hacernos una idea orientativa, el cortisol,  liberada de manera natural en respuesta al estrés (entre otras hormonas) tarda una media de 20 a 30 minutos en volver a niveles basales después de un incidente de estrés puntual. En un entorno de estrés constante, los niveles de cortisol nunca terminarían de bajar y se produciría un efecto acumulativo hasta llegar al punto de sufrir estrés crónico, o como se le conoce normalmente, ansiedad.

Tanto en los casos de distrés, alta exigencia, atmósferas nocivas, técnicas de "educación"/"adiestramiento" inadecuadas... como de eustrés, excitación contínua, juegos fuera de control, acciones repetitivas, compulsivas (pelota, pelota, pelota)... podemos llegar, por situaciones que nosotros como dueños provocamos, junto a una mala gestión del estrés (por diversos factores, tanto físicos como ambientales), a un problema de ansiedad que de lugar a fobias, estereotipias, agresividad, comportamientos destructivos... reduciendo tanto la calidad como la esperanza de vida de nuestro amigo de cuatro patas. Sobra decir que para un perro que ya presente estos problemas el estrés es crítico a la hora de no empeorar los síntomas y hacer lo posible por ayudarle a drenar la ansiedad, uno de los primeros pasos para enfrentarse a sus problemas.
 
En la gestión del estrés entran en juego innumerables factores, uno de los más desconocidos o ignorados es uno del que hablamos hace muy poco, la castración.
Tanto la testosterona en los machos como los estrógenos en las hembras, han probado tener la función de ansiolíticos naturales que segrega el propio organismo. Un individuo sin los órganos sexuales que producen dichas hormonas no tendrá este mecanismo para hacer frente al estrés y, por tanto, su nivel de tolerancia frente a este probablemente será menor y su tiempo de recuperación mayor que el de un individuo "entero".
 

Yerkes Y Dodson ya ilustraron con su ley la importancia de mantener un nivel adecuado de estrés y su relación con el rendimiento, el aprendizaje y, bueno, en cierto modo con la felicidad al fin y al cabo. 
 

axX682n.jpg?1

 
Conocemos de sobra el lado derecho de la curva, cuando el estrés es más del que puede ser gestionado, cuando aparece la ansiedad y con ella todos los efectos negativos que tanto tenemos, hasta un punto que de continuar esa situación podemos llegar al "bloqueo".
El lado izquierdo es el gran olvidado, sin estrés hablamos de apatía, de depresión ¿Por qué hacer algo si no merece la pena, si no supone ningún reto?
Y justo entre esos dos, el punto óptimo donde se es plenamente funcional, donde el nivel de aprendizaje y la motivación son óptimos.
 

Nuestra influencia es determinante en todos los aspectos, creamos perros ansiosos y reactivos por el alto nivel de estrés al que los sometemos.
No se trata ni mucho menos de eliminar completamente el estrés de la vida de nuestro amigo, eso es imposible y, como ya hemos dicho también sería negativo, principalmente porque el día que se presente una situación mínimamente estresante, no sabrá cómo gestionarla adecuadamente y, evidentemente, ya sabemos lo que ocurre en el caso contrario.
Debemos buscar el punto medio, no ser nosotros una gran fuente de estrés para nuestro, ni tampoco aislarlos en una burbuja para (sobre)protegerlo, en el punto "medio" está la clave que le permitirá a nuestro amigo ser, y me tomaré la libertad de utilizar en esta ocasión un término tan vejado, un perro EQUILIBRADO.

A lograr este fin nos ayudarán varias cosas:

Primero, entender a nuestro perro, hacer caso a sus señales para saber cómo se encuentra, qué necesita y actuar en consecuencia. No podremos hacer nada o actuaremos incorrectamente si no sabemos qué estresa a nuestro perro, cuándo y en qué medida (Obsesionarse tampoco, que ya me los veo venir :sweat:)
En segundo lugar, proporcionarle vías que le permitan drenar todo el estrés acumulado, paseos de calidad, en los que pueda oler, socializar, correr, saltar... desahogarse siendo él mismo.
La rutina es importante para un perro, lo predecible no es estresante, da seguridad saber que tenemos un momento para comer, para salir, para dormir... Pero cuidado, también necesitamos algo que nos active, mantener una rutina de horas de paseo no significa hacer exactamente lo mismo y pasar siempre por los mismo lugares, tener experiencias nuevas que nos ilusionen para no aburrirnos.
El ejercicio, pero no el físico, sino el mental, los olores nuevos, los juegos, los retos (sin pasarse de exigencia). El esfuerzo físico también sirve para reducir el estrés al segregar nuestro cuerpo endorfinas mientras lo realizamos, pero NO es un fin en si mismo, éste se realiza mientras paseamos, mientras jugamos, mientras afrontamos retos... el ejercicio por el ejercicio, sin motivación, sin diversión, es otra fuente de estrés, no una forma de reducirlo

Y por supuesto "entrenar", el umbral de tolerancia puede aumentar o disminuir y está en nuestra mano que nuestro perro aprenda poco a poco a gestionar mejor situaciones más estresantes (y una vez más lo diré, siempre sin pasarse :sweat:)

P.D. Quiero hacer un último inciso con una de las herramientas de las que ya hablamos en una ocasión, la thundershirt (y análogos), así como fármacos ansiolíticos y otros remedios en ese sentido debido a una situación que he podido constatar recientemente.
Aunque el uso continuado de la thundershirt, no en el resto de casos, no es de por sí peligroso ni tiene efectos secundarios a priori, como ya dijimos en su día, esta herramienta se enfoca en reducir la ansiedad, en ayudar a nuestro perro a gestionar parte ese estrés que antes no le era posible mientras trabajamos con él para superar el problema que le aqueje. Sin embargo, llegados a un punto en que la terapia está completa o próxima a finalizar, podemos pecar de ser un poco "paranoicos" y llevar su estado más allá de lo que pretendíamos, hasta desde muy avanzado en el margen izquierdo de la gráfica, hasta el extremo opuesto en el lado izquierdo. Bien es cierto que es preferible trabajar más cerca de la ausencia de estrés que a la inversa, pero también tengamos en cuenta que estamos trabajando y un perro demasiado apático no aprenderá ni responderá tan rápido como uno adecuadamente motivado.

elmoyer, Shizen, artiza y 3 otros le gusta esto

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

Y, si la economía lo permite, y por supuesto si se quiere: hacer deporte con el perro. Salir a correr, hacer cani-cross, agility, disc dog, llevarlo a pasear con la bici,... :reves:

Sí..... pero como dije arriba, que ya me da hasta miedo decir algo acerca del ejercicio :sweat: nunca el ejercicio por el ejercicio sino a través de actividades que impliquen el ejercicio, con la exigencia adecuada y, por supuesto, que disfruten :P

 

En caso de gatos, con tirarles una bola de papel es suficiente :jojojo: El mio se puede pegar media hora correteando detras

No te creas... el tema del estrés en los gatos es bastante peliagudo, aunque la verdad es que no estoy muy puesto en el tema :hmmm:

 

crashblack, eMix, Jaska y 1 otro le gusta esto

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

Yo tampoco es que me haya metido en ello, intento que el felino este lo mejor posible cuendo esta en la casa, y cuando no, pues esta fuera correteando, cazando o lo sea que hace :huh:

Es una de las ventajas de vivir en campo... salvo por tener que banyarlo con mas frecuencia :sweat:

 

Es muy simple, como buen gato, duerme, duerme, y sigue durmiendo :D , luego, cuando quiere comer, pide comida, igual qeu cuando quiere que le habra la puerta o lo coja un rato, basicamente, es 'pedro por su casa' :lol:

crashblack, Shizen, eMix y 1 otro le gusta esto

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

En caso de gatos, con tirarles una bola de papel es suficiente :jojojo: El mio se puede pegar media hora correteando detras

Prueba con un puntero láser a hacer que lo persiga por el suelo, verás que risas xD

 

Una gatita que tuve se volvía loca persiguiendolo :jojojo:

Jaska, Shizen y Shiba87 le gusta esto

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

El juego del puntero láser hay expertos en comportamientos felinos que no lo recomiendan. El gato es un cazador por naturaleza, y con el láser realmente no puede cazar nada, a menos que se apunte a un juguete claro.

eMix, Shiba87 y Jaska le gusta esto

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

Sinceramente no se si está recomendado o desaconsejado, lo único que sé son los buenos ratos que nos tirabamos jugando, en un piso los animalitos se aburren mucho y cualquier juego es bienvenido :ok:

Shizen y Shiba87 le gusta esto

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

EL ESTRÉS EN GATOS

 

No soy ninguna experta en el tema, pero para ''completar'' la ya de por sí completa información que ha escrito Shiba con respecto al estrés de los perros, escribo lo que sé sobre el estrés en los gatos. Ojo: todo lo que diré y explicaré es en base a lo que he visto con mis propios gatos; es decir, es muy posible que haya otros signos de estrés porque, así como no hay ningún perro igual, tampoco hay dos gatos iguales.

 

Bien, dicho esto, empecemos.

 

A los gatos les gusta tener controlado su territorio, y cuando hay alguna novedad, se estresan. ¿Cómo te hacen saber que están estresados?

 

-Empiezan a orinar fuera del arenero (ojo: hay que diferenciar bien un problema del tracto urinario de un problema de estrés. La infección urinaria suele venir acompañada de orina con sangre, dificultad para orinar y/o expulsar muy poca cantidad de líquido; además de otros síntomas, pero éstos suelen ser los más frecuentes). Si el veterinario descarta infección, piedras, ... en fin, si dice que el gato está en perfecto estado de salud, entonces es muy probable que orine para hacerte saber que está estresado.

-Arañar muebles, destrozar cosas,...

-Arañarte a ti cuando antes no lo hacía.

-Si sale al exterior: es probable que pase más tiempo fuera.

-También hay gatos que optan por arrancarse el pelo de determinadas zonas.

 

MOTIVOS POR LOS CUALES UN GATO PUEDE ESTAR ESTRESADO

 

Los motivos pueden ser muchos y muy variados, pero los más comunes son:

-Entrada de un nuevo animal. Estará más estresado cuanto menos sociable sea.

-Cambios en el hogar, o cambio de hogar.

-Cambios en su alimentación. La transición de una dieta a otra deberá de ser lenta y progresiva. Los gatos son muy especiales con la comida, y pueden tardar meses (y quizás algún año) en aceptar la nueva dieta. Si le insistes mucho, puede dejar de comer.

-Cambios en el comportamiento del humano que lo cuida. Sí, ellos también se pueden ''contagiar'' de nuestro estrés.

 

POSIBLES TRATAMIENTOS

 

Como decíamos, ningún gato es igual a otro, pero básicamente todos quieren lo mismo: que el humano le haga caso, le entienda, que pase tiempo con él. Un gato que ha vivido desde su más tierna infancia con humanos, quiere estar con ellos. A veces parece que tienen un carácter independiente, que les gusta estar solos. Pero en realidad no es así (no para todos).

 

Ejercicios de respiración/relajación/meditación, pero no para el gato... sino para el humano. :) Tratar de vivir sin menos preocupaciones, más tranquilos.

eMix, Shiba87 y Jaska le gusta esto

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

La verdad es que si ya es preocupante lo poco que sabemos y la de burradas que hacemos con los perros, en el caso de los gatos la situación es 20 veces peor :sweat:.

Y lo digo habiendo tenido hace poco 17 gatos en casa. Podría decir ahora mismo un millón de formas de ayudar a que un perro llegue a entablar amistad con un gato pero ni una sola a la inversa :icon_ouch:

Los gatos son todo un misterio  para la inmensa mayoría, con los perros quien más quien menos, mejor o peor, siempre se pone algo de empeño en educar y en entender, en el caso de los gatos... nada de nada y en cuanto a "cultura felina" fotos en internet, vídeos chorras y poco más :wacko:

Shizen y eMix le gusta esto

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

Ha surgido un interesante proyecto llamado The dog pulse project que aunque aún está un poco en pañales sí que empieza a mostrar unos resultados interesantes.

 

Las pruebas realizadas hasta ahora no son nada del otro mundo, básicamente medir los signos vitales (El pulso principalmente) de diferentes perros ante situaciones concretas y ver qué ocurre.

 

Uno de los primeros casos estudiados ha sido una comparación entre dos situaciones muy típicas como lo es entretener al perro tirándole un palo o cualquier otra cosa y el caso contrario que sería apostar por la estimulación mental y los juegos relacionados con el olfato.

 

Los resultados son predecibles y más sabiendo lo que ya sabemos, pero resulta llamativo ver hasta qué punto llega a afectar a nuestro perro determinados sucesos y en qué sentido.

 

Jaska y artiza le gusta esto

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

Registra una cuenta o conéctate para comentar

Debes ser un miembro de la comunidad para dejar un comentario

Crear una cuenta

Regístrate en nuestra comunidad. ¡Es fácil!


Registrar una cuenta nueva

Iniciar Sesión

¿Ya tienes cuenta? Conéctate aquí.


Iniciar Sesión